Murillo Karam, no es penoso, es político - NTCD Noticias
Jueves 06 de octubre de 2022

Inicio

-

Nacional

-

Murillo Karam, no es penoso, es político

Murillo Karam, no es penoso, es político

Murillo Karam, no es penoso, es político

_
El representante ministerial se le acercó afuera de su casa en las Lomas de Chapultepec con más respeto y temor que decisión y conocimiento; se identificó, le extendió un documento al mismo tiempo que le señalaba las razones por las cuales se encontraba frente a él. Jesús Murillo Karam, con mucha serenidad, le contestó: perdoné, estamos parando el tráfico ¿Por qué no me sube a la camioneta? No, vamos a hacerlo aquí, vamos a hacerlo de este lado. Es penoso, de verdad, señaló el agente disculpándose. No es penoso, es político, le rebotó de inmediato el exprocurador.

Murillo Karam fue detenido el viernes 19 de agosto acusado de desaparición forzada, tortura y contra la administración de justicia relacionado con su función de procurador General de la República por la desaparición de 43 normalistas de la Escuela Normal Rural Raúl Isidro Burgos de Ayotzinapa, Guerrero, ocurrida la noche del 26 de septiembre de 2014. Por el momento, está encerrado en un ala del tercer piso del dormitorio 2 del Reclusorio Norte. Su vecino es el exdirector de Petróleos Mexicanos, Emilio Lozoya Austin.

Unas horas antes de ser detenido Murillo Karam, el subsecretario de Derechos Humanos de la Secretaría de Gobernación, Alejandro Encinas, había presentado el informe de la presidencia de la Comisión para la Verdad y el Acceso a la Justicia del Caso Ayotzinapa que determinó que fue un crimen de Estado en el cual tomaron parte autoridades federales, estatales y locales, así como elementos del Ejército.

En el caso de Murillo Karam – procurador general de la República de 2012 a 2015 con Enrique Peña Nieto como presidente -- da la impresión que se apresuraron en buscar un culpable de impacto mediático y a quien tenían más a la mano para detenerlo porque las acusaciones son jurídicamente muy débiles, incluso los agentes de la Fiscalía General de la República que lo detuvieron reconocieron no conocer a cabalidad el expediente.

Es cierto que Murillo Karam fue negligente, irresponsable en su actuación y en las conclusiones dadas a conocer en su momento por el Caso Ayotzinapa, pero muy difícilmente le van a poder demostrar las acusaciones que le imputan. El también exdiputado y exgobernador priista informó en noviembre de 2014 que los estudiantes desaparecidos fueron entregados al Cártel Guerreros Unidos y después de matarlos, sus restos fueron incinerados en un basurero de Cocula; con esa llamada “Verdad Histórica” quiso darle carpetazo al tema.

El presidente Andrés Manuel López Obrador dijo sobre el tema que Murillo Karam se inculpó él mismo al reconocer que junto con Tomás Zerón, en ese tiempo jefe de la Agencia de Investigación, iban a ser responsables directos de la investigación por la desaparición de los normalistas de Ayotzinapa.

Mientras se desahoga el proceso, Jesús Murillo Karam va a permanecer en prisión por un buen rato. Él lo sabe y también entiende que no le queda otra más que ser paciente. Por lo pronto puede apelar por las condiciones de su edad – tiene 74 años – para recibir los beneficios carcelarios de ley.

A final de cuentas, como él le dijo al agente ministerial que le notificó su detención: no es penoso, es político…

Reacciones