Palabras de la secretaria de Gobernación, Olga Sánchez Cordero, durante la XLI Sesión Ordinaria del SNPASEVM - NTCD Noticias
Sábado 16 de octubre de 2021

Inicio

-

Nacional

-

Palabras de la secretaria de Gobernación, Olga Sánchez Cordero, durante la XLI Sesión Ordinaria del SNPASEVM

Palabras de la secretaria de Gobernación, Olga Sánchez Cordero, durante la XLI Sesión Ordinaria del SNPASEVM

Palabras de la secretaria de Gobernación, Olga Sánchez Cordero, durante la XLI Sesión Ordinaria del SNPASEVM

_ Les doy la más cordial bienvenida a quienes hoy participan y nos acompañan en esta cuadragésima primera sesión ordinaria del Sistema Nacional de Prevención, Atención, Sanción y Erradicación de la Violencia contra las Mujeres.

Igual le extiendo un cordial saludo, desde luego a Nadine, la presidenta del Instituto Nacional de las Mujeres; a la doctora Fabiola Alanís, quien recientemente ha sido nombrada titular de la Comisión Nacional para Prevenir y Erradicar la Violencia contra las Mujeres.

Pero también tenemos a nuestra querida jefa de Gobierno, Claudia Sheinbaum, quien va a dirigir un mensaje; a Santiago Nieto, titular de la Unidad de Inteligencia Financiera, que tanto nos ha ayudado en el tema de la trata de personas y que es un funcionario absolutamente comprometido con el tema de violencias, el tema de trata sobre todo, ha hecho un trabajo espectacular.

A Belén Sanz de ONU Mujeres, gracias Belén por estar conectada aquí también con nosotros; y a Rosario Piedra, que es titular de la CNDH, gracias Rosario por acompañarnos en esta gran sesión del Consejo.

Están conectadas también muchas de nuestras compañeras de los Imefs (Instancias de Mujeres en las Entidades Federativas) en los estados. Gracias a todas por estar acompañándonos.

También están con voz, pero sin voto, nuestras compañeras de los Centros de Justicia, también de la Secretaría de Seguridad Pública y Protección Ciudadana.

A todas, a todos, de verdad muchas, muchas gracias por estar aquí presentes, gracias por su participación.

El Sistema Nacional de Prevención, Atención, Sanción y Erradicación de la Violencia contra las Mujeres, como todas sabemos, es un mecanismo interinstitucional que coordina esfuerzos, instrumentos políticas, servicios, acciones, con el fin de garantizar el derecho de las mujeres a vivir una vida libre de violencia.

La violencia contra las mujeres, yo agregaría las violencias contra las mujeres y las niñas, es una de las violaciones de los derechos humanos más graves, extendidas, arraigadas y, por qué no decirlo con todas su letras, tolerada, no solo en México sino en el mundo entero.

Este tipo de violencia se manifiesta de muchas formas, se disfraza en expresiones cotidianas que enmascaran un trasfondo de desigualdad, violencia y discriminación.

Para entender y atacar la violencia o las violencias, se suelen clasificar en cinco tipos: violencia psicológica, física, patrimonial, económica, sexual y yo agregaría política.

Esto significa que las víctimas sufren burlas, amenazas, prohibiciones, golpes, restricciones económicas, destrucción de su patrimonio, acoso y muchas otras formas más de maltrato.

Para combatir la violencia contra las mujeres, ONU Mujeres ha recomendado realizar un esfuerzo conjunto entre el gobierno, las instituciones privadas y toda la sociedad para implementar acciones encaminadas a garantizar el derecho de todas las mujeres y niñas, adolescentes, a vivir una vida libre de violencia.

Esto implica, necesariamente, fortalecer las acciones de prevención, pero también erradicación de estereotipos discriminatorios, promover marcos normativos y políticas públicas que sean integrales y tengan una perspectiva de género y de interculturalidad.

Al igual, recomienda fortalecer y hacer accesibles las instituciones federales, estatales y municipales, así como los mecanismos de coordinación que existen en la materia con el fin de prevenir, atender, sancionar y erradicar este tipo de violencia.

Con el fin de atender recomendaciones en este sentido y combatir este tipo de violencia, se creó este Sistema por el cual nos reunimos el día de hoy: este sistema es un mecanismo (inaudible)… la coordinación interinstitucional, la armonización de los marcos jurídicos y la ejecución de las políticas públicas que se emitan en esta materia.

Quiero decirles que hoy, más que nunca, bajo la visión de la Cuarta Transformación unimos esfuerzos para continuar fortaleciendo y mejorando la manera en que este mecanismo contribuye a garantizar los derechos de las mujeres.

Sin embargo, para el éxito de este sistema es necesario que todos los niveles de gobierno, especialmente el nivel municipal y lo subrayo porque es el primera gran nivel de gobierno que tiene la relación más cercana a la población, trabajemos en coordinación para mantener de manera integral esta problemática.

Negar la existencia de las violencias contra las mujeres es absolutamente ilógico, por lo que desde este gobierno hemos decidido tomar acción, contribuir a la implementación de estas acciones que pongan fin a la propagación de este cáncer social.

Para nuestro gobierno es una prioridad garantizar los derechos de las mujeres, entendemos que todas tienen diferentes necesidades y por ello coordinamos esfuerzos para escucharlas y atenderlas.

En mecanismos como este Sistema y en las políticas públicas que estamos implementando para solucionar esta situación, impulsamos una idea de prevención, sobre todo prevención y erradicación antes que sanción, ya que ninguna reparación podrá compensar totalmente el daño que pueda llegar a sufrir una víctima.

De igual manera quiero que todas y todos los que nos escuchan sepan que este tema es prioritario, que está subiendo al primer nivel de la agenda y en consecuencia está cambiando la forma en que las instituciones actuamos y respondemos a la sociedad.

Por ello, en conjunto debemos trabajar, para conseguir soluciones distintas, novedosas, puntuales, distintas. Los mecanismos implementados deben ser ágiles, flexibles, para responder a las necesidades de la población.

Al igual, es relevante que identifiquemos y reconozcamos las limitaciones estructurales que enfrentamos, ya que sólo de esta manera podremos hacerle frente y las podemos solucionar.

Por último, exhorto a los integrantes de las comisiones que componen este Sistema a que prioricen esta problemática en sus agendas, y quiero decirles que desde la Secretaría de Gobernación tenemos un compromiso con la igualdad, por lo que coordinaremos las políticas existentes y las nuevas acciones con el objetivo de conseguir beneficios tangibles para las y los mexicanos.

Espero que los trabajos para los que hoy nos reunimos sean productivos y nos acerquen a un México más igualitario y libre de violencia, porque, además, si es igualitario tiene que estar libre de violencia, y si está libre de violencia es sin duda igualitario.

Muchas gracias.

MENSAJE FINAL

Gracias Nadine.

Me quise quedar toda la sesión porque me parece de vital importancia escuchar todas estas propuestas, sacarlas adelante, hacer un seguimiento muy puntual sobre todo lo que se ha dicho aquí.

Quiero también saludar a todas las directoras de los Centros de Justicia para las mujeres, porque han hecho una labor espectacular con todo el trabajo y entrega que han hecho en estos Centros de Justicia. Tengo conocimiento de que algunas de ustedes tienen incluso fiscalías, tienen aspectos de atención psicológica, de entrenamiento para atender algún tema de capacitación para el trabajo de las mujeres. En fin, son espacios multiagenciales en donde se les da estos apoyos y me congratulo que estén conectadas todas las directoras de los Centros de Justicia a través de esta videoconferencia.

Para terminar y con mucho gusto agradezco a todas y a todos su participación porque ha sido muy productiva, y como se ha señalado en esta sesión, la erradicación de la violencia contra las mujeres y niñas es una tarea prioritaria para este gobierno.

Para lograr un verdadero cambio social, todas las instituciones del Estado debemos trabajar coordinadamente, de manera transversal en cooperación con la sociedad civil para alcanzar esos objetivos.

Como representantes del Estado, el primer paso que debemos dar es dejar de actuar en una dimensión discursiva y comenzar a hacerlo en los hechos y en las acciones. Es verdaderamente importante.

Para poder erradicar la violencia por motivos de género, necesitamos ser un Estado en el cual realmente se garanticen los derechos de la ciudadanía, en especial los derechos de los grupos vulnerables dentro de los cuales están algunas de nuestras mujeres y niñas víctimas de violencia.

Más que instituciones sancionadoras y procedimientos ex post, necesitamos desarrollar soluciones ex ante que erradiquen la violencia desde antes que esta ocurra, porque ninguna reparación podrá compensar realmente el daño causado a una víctima.

Para ello, además de un trabajo conjunto entre instituciones, es indispensable realizar una reestructura del pensamiento social tradicional y eso sólo puede hacerse desde la reeducación y la concientización de toda la sociedad.

La violencia de género debe desaparecer y junto con ella todas las prácticas discriminatorias mediante las cuales se manifiesta.

Celebro la existencia de mecanismos transversales, como el Sistema Nacional de Prevención, Atención, Sanción y Erradicación de la Violencia contra las Mujeres, ya que al fomentar una constante cooperación integral, es posible realizar cambios que impacten en todos los niveles del Estado y de la sociedad para lograr erradicar el problema de raíz.

Es momento de que todos los órdenes de gobierno -municipios, entidades federativas y la federación- coordinemos a nuestras instituciones para lograr soluciones distintas, novedosas, puntuales.

Y de igual manera quiero enfatizar que, como representantes del Estado, nos corresponde adecuar las estructuras para impulsar y acompañar esta revolución en el pensamiento social y colectivo.

Finalmente, hago un llamado para que juntos continuemos recorriendo el camino hacia una sociedad libre de violencia. Seamos aliados en este momento histórico en el cual las mujeres, mediante los distintos movimientos feministas en plural -así en plural- estamos luchando para lograr la igualdad sustantiva entre géneros.

Creemos que juntas y juntos, Estado, sociedad y un México incluyente, equitativo y solidario, deseamos para las futuras generaciones este estado de cosas.

Muchas gracias y muy buenas tardes.

Reacciones